No existe mejor forma de conocer a alguien que mirarle a los ojos y cruzar el portal que conduce al interior del alma

lunes, 26 de julio de 2010

Desmontándome

Y sin pensarlo, me vi navegando en unos ojos que respiraban tranquilidad. Me desnudaban cada vez que se reflejaban en los míos y así de torpe me sentía, por que estaba desprotegida frente a ellos. Abrían las ventanas de mi pensamiento y pasaban dentro, sin yo poder hacer nada, tampoco quería, los dejaría quedarse ahí, siempre...
Pero el destino jugó esa mano y como siempre, yo he perdido. Me quedaría a vivir en esos ojos que me inquietan cada vez que me miran, que me leen, que me adivinan e indefensa me siento frente a ellos y protegerme tampoco quiero...

No hay comentarios:

Publicar un comentario